Resonancias en Aveiro

La VIC // Aveiro Arts House es una casa que acoge artistas y huéspedes. Gestionada desde hace tres años por Hugo Branco junto a un equipo humano estupendo, la casa es un hervidero cultural ya de referencia en la ciudad. VIC es una casa familiar, repleta de historias y densa en afectos. El abuelo de Hugo fue un reconocido ceramista, pintor, escritor y cineasta, que vivía de la farmacia. Las paredes de la casa atestiguan las dotes artísticas de Vasco Branco que heredaron sus hijos y ahora también Hugo, especialista en artes digitales. VIC es, no solo una guest house -no dudes en alojarte en ella si pasas por allí-, sino también una casa-museo y, sobre todo, un nodo cultural en la ciudad.

Es el interés de VIC por la electrónica más experimental una de sus líneas de trabajo que más nos interesan: Ressonâncias es un programa de conciertos que tiene lugar, usualmente, en el precioso auditorio para unas 40 personas que está situado en el sótano de la casa. VIC está llena de sorpresas.

Superalmaproject

Superalmaproject

Por este programa electrónico han pasado artistas como Ramona Córdova, Kurws, LaBaq o Tatsuru Arai: de nacionalidades tan dispares como Portugal, Brasil, Japón, USA… Tuvimos ocasión de acudir a la ressonância nº27, protagonizada por el brasileño Superalma Project y el portugués UNITEDSTATESOF.

UNITEDSTATESOF es João Rochinha y es música ambiental de ruidos rotos y post-sonidos. Su trabajo nos puso en el camino del esfuerzo que se hace desde VIC para favorecer la experimentación y facilitar el acceso a la cultura como un derecho. Desde la contención y lo conceptual, nos propuso un viaje por la destrucción del sonido en una travesía orgánica, acuosa y metálica.

Superalma Project es Igor Almeida y sonido masivo. Acompañado de unas visuales de modelado 3D que nos ponían en la pista de un relato apocalíptico, de destrucción del sistema y de los cuerpos, de ruptura de relaciones y de divergencias de la materia y la vida; nos golpeó con un set durísimo que nos sumió en una distopía sin apenas esperanza. De un alto interés técnico, la música seguía a un vídeo pregrabado hijo de la estética del modelado low-fi en que se encuentran el diseño actual y el netart de los inicios.

Aveiro con tan solo unos 80.000 habitantes tiene una programación cultural de riesgo envidiable. En gran parte gracias a VIC que, desde su autonomía, puede programar una oferta variadísima que se concreta en teatro, literatura, cine y música electrónica de altura, como esta.